Las tres palabras de 2014 —para el emprendedor existencialista

El año 2014 es en realidad una serie de días: 365 días en blanco, sin relieve, sin rumbo y sin límites. Todos están por llenar.

Como emprendedores y profesionales independientes tenemos, o definitivamente deberíamos tener, propósitos concretos para este año. Ganar más, establecer relaciones con más clientes, convertirnos en profesionales con sólida reputación, ayudar al mundo a entender la visión de nuestro proyecto etc. Pero ¿cómo podemos alcanzar realmente estas metas? Los resultados reales que se puedan ver y medir al final del año dependen de lo que hagamos cada día. Son las decisiones, la planificación y las actividades que hagamos día a día las que cimientan nuestro éxito. Viéndolo así, podemos considerarnos existencialistas —cada uno es responsable de dar vida y significado a sus propios proyectos.

Hay una libertad maravillosa en la independencia profesional, junto con grandes dosis de temor, duda e incertidumbre. Para poder construir empresas sólidas y duraderas y para mantener claros nuestros objetivos, necesitamos una caja de herramientas que se renueve constantemente con herramientas nuevas y útiles.

Continue reading »