Category: Consciencia

Cómo escribir tu historia este año: Un acto de atención

Aquí estamos otra vez. A veces parece que el tiempo vuela —llegó el verano, después la Navidad y ya estamos en un año nuevo. ¡Bum!

Cuando cambiamos de año, lo que podemos hacer para marcar el momento es celebrar unritual tentador. Podemos aprovechar estas fechas para echar el freno, tomar un respiro y centrarnos.

El ritual de este año que ofrece La Estrategia Blog trata sobre la creación de historias —nuestras propias historias.

Por supuesto, tu historia es única y solo tú puedes escribirla; simplemente voy a ayudarte a poner tu historia de este año en marcha.

Lo que tienes que hacer es elegir uno de los libros que aparecen a continuación y hacer clic en el número que hay sobre el libro para abrirlo. El libro que elijas contiene el comienzo de una narrativa que será clave para ti este año.

Hay un tema especial que impregna las historias de los cuatro libros: la atención. Aquello a lo que prestamos atención determina la forma en que se desarrolla la historia de nuestras vidas.

Las ideas que hay en tu nuevo libro están destinadas a inspirarte. A veces, todo lo que necesitamos es un empujón para avanzar en nuestros proyectos vitales, para ayudarnos a llegar a donde queremos ir y hacer nuestro mejor trabajo.

Hoy te propongo levantar nuestra mirada juntos y captar un atisbo de lo que podría depararnos el futuro.

Va a ser un año lleno de grandes historias. Lo veo desde aquí.

. . . .

(Haz clic en el número, no en el libro, para abrirlo.)

1

2

3

4

Una galleta de la suerte para ti: Lo que se está cocinando para 2013

Inspirándose a la vez en la tradición y la innovación, la chef de La Estrategia Blog ha preparado una nueva bandeja de galletas de la suerte para celebrar el fin de 2012 y comenzar el año nuevo cocinando algo con los ingredientes más tentadores y una pizca de misterio.

La receta única de estas galletas de la suerte está especialmente confeccionada para las dietas de emprendedoras, profesionales independientes, artistas, propietarios de pequeñas empresas y líderes de organizaciones. Pero, además, son también de fácil digestión y muy nutritivas para directoras de grandes empresas, parlamentarios y promotores de cambios.

Como estas galletas solo se ofrecen una vez al año, se mezclan y hornean cuidadosamente para que contengan el exquisito sabor de la reflexión y recubiertas con un glaseado de pensamiento creativo.

Si en este momento no te apetece reflexionar ni pensar creativamente, tal vez sea mejor que esperes a que se te abra el apetito. Las galletas no tienen fecha de caducidad y se mantendrán frescas hasta que te apetezcan. Hechas con ingredientes naturales y locales, las galletas permanecerán a salvo en el estante digital de este blog —herméticamente cerradas, tostadas y crujientes.

Pero si tienes apetito ahora mismo y sientes curiosidad por conocer la suerte que te espera, a la chef le gustaría ayudarte a disfrutar de estas galletas al máximo desvelándote su secreto culinario: La creencia de que nuestros proyectos y empresas son extensiones de nosotros mismos —de nuestro talento, nuestras habilidades, nuestro paisaje emocional, nuestros puntos ciegos y nuestros deseos.

La chef considera que lo personal es lo profesional y que es difícil separar estas dos facetas. Y visto así, qué maravilloso es observar cómo nutrimos nuestros proyectos, y cómo a su vez estos nos nutren. Somos, de hecho, inseparables.

Ahora pasemos a la parte divertida.

Si quieres abrir una galleta de la suerte, en primer lugar contempla todos los números y, cuando estés listo, selecciona uno, el que más te tiente. Haz clic en el número, no la imagen de la galleta.

Esa es la que se ha preparado para ti.

Léela, saboréala y disfrútala.

Gracias por estar aquí, querido lector, conmigo y con La Estrategia Blog un año más. Eres lo que me inspira para seguir escribiendo.

Felices fiestas y feliz año nuevo!

Jenifer

(Recuerda, haz clic en el número, no la imagen de la galleta.)

1

2

3

4

El disco duro y el cerebro

La primera imagen es mi disco duro. Dejó de funcionar.

La segunda imagen es mi cerebro. Sigue funcionando.

Una diferencia importante entre lo que hacen nuestros ordenadores y lo que hacen nuestros cerebros es que aunque nuestros discos duros dejan de funcionar, nuestros cerebros no.

Otra diferencia es que los discos duros se fabrican en serie.

Nuestros cerebros son maravillosamente y excepcionalmente únicos.

Sí, es cierto.

Pero eso es solo el principio. Hay más.

Nuestros cerebros dan forma a quienes somos.

Y es quienes somos quienes dejan su huella en el mundo y en las personas que nos rodean.

No nuestros discos duros.

Es quienes somos quienes crean proyectos y se atreven a darles la vida, se atreven a fracasar y se atreven a volver a intentarlo.

No nuestros discos duros.

Hoy día, es una tentación fusionarlos —el cerebro y el disco duro— para convertirlos en uno, para celebrar sus similitudes, para desear que funcionen de la misma manera.

No lo hagas.

Te perderás conocer la misma naturaleza de tu existencia:

tu capacidad de pensar creativamente, de pensar despacio, de repensar;

tu capacidad de cometer errores, asumir riesgos, caer y volver a levantarte;

tu capacidad de conectar ideas, de percibir necesidades, de hacer preguntas y escuchar en silencio;

tu capacidad de crecer, de reír, llorar, enfadarte, pedir ayuda y luego aprender;

tu capacidad de sentir curiosidad, de ver la imagen completa, de caer en la cuenta;

tu capacidad de actuar, de dar un salto de fe, de desafiar a la razón, de empezar de nuevo, de cambiar de dirección;

tu capacidad de lograr el éxito al trabajar por lo que crees y sacar fuerzas de lo que valoras.

Lo que el mundo necesita, más que nunca, ahora mismo, es lo que ereslo que decidas ser, lo que decidas hacer, lo que decidas comunicar y a quien decidas comunicárselo.

Un ordenador y su disco duro no pueden hacer eso.

Tú y tu cerebro sí.

…………………….

Nota de la autora: la imagen del disco duro es de mi ordenador portátil Macintosh. La imagen del cerebro es de una resonancia magnética craneal que me había hecho porque tenía mucha curiosidad.

Si quieres ver algunos segundos de un cerebro —mi cerebro— en movimiento, haz clic aquí o mira el vídeo a continuación.


El espejo, el vestido y el paradigma digital

Con prisa e impaciente, allí estaba yo, de pie frente al espejo tratando de hacer un nudo atractivo con el cinturón de tela de un vestido cruzado que había elegido para hoy.

Hice un nudo, di un paso atrás, me miré en el espejo, fruncí el ceño, desaté el nudo y lo volví a hacer.

Tenía que estar saliendo ya; no tenía mucho tiempo antes del comienzo de una reunión con un grupo de clientes.

«Este», murmuré para mi, «es peor que el primero». Dejé escapar un suspiro y fue entonces cuando sucedió algo inesperado.

Tuve el impulso inmediato de ir al menú y seleccionar y hacer clic en Deshacer, de volver al nudo anterior con un simple y rápido clic del ratón. 

Continue reading »

5 consejos para responder a emails que salvarán tu vida profesional

Los mensajes por email son unas de las herramientas de comunicación más dinámicas y a la vez asombrosamente peligrosas que tenemos. Y están aquí para quedarse.

Mientras volamos de Facebook, a Tweeter, y de Google+ a las aplicaciones emergentes del futuro, el email hará el viaje con nosotros, en el asiento de al lado con el cinturón de seguridad abrochado, sorbiendo un cóctel, seguro de su destino.

El uso de esta poderosa herramienta no requiere licencia, formación ni aprendizaje. Se trata de una tecnología abierta que todos puedan usar —libre e inocentemente. El email se considera un vehículo que fomenta la comunicación eficaz y fluida.

Hasta la primera colisión.

Es entonces cuando te das cuenta del daño que esta herramienta puede hacer en un abrir y cerrar de ojos. Y también te das cuenta, con horror, que los mensajes son menos biodegradables que el acero. Son permanentes.

Una vez que pulses el botón enviar, no los podrás recuperar o modificar —jamás. Solo pensarlo hace que me estremezca.

Como estratega de la comunicación, creo que todos necesitamos un poco de orientación para evitar desastres, consejos prácticos o reglas que nos ayuden a mantener nuestras relaciones profesionales sanas y largas.

Sin embargo, antes de pasar a los 5 consejos, tengo que hacer una confesión.

Hace unas semanas, rompí mis propias reglas clave para responder emails profesionales.

También rompí la regla de seguridad que había establecido en el caso de que quisiera romper las reglas clave.

Por supuesto, se produjo un pequeña colisión.

Continue reading »

Sé innovador. Tu público come queso.

Pero no cualquier tipo de queso.

Miles de personas que viven en mi ciudad, Barcelona, están siguiendo una dieta específica que consiste en proteínas y verduras, poca grasa, casi nada de hidratos de carbono, ni aceite. ¿Puedes imaginar cuánta gente de esta gran metrópolis estará comiendo queso bajo en grasa mientras lees este artículo? Se trata de una tendencia que va en aumento y que probablemente alcanzará importantes cifras en los próximos años en Europa y América del Norte.

Sin embargo en esta misma ciudad, no conozco ningún restaurante que sirva siquiera un plato especialmente pensado para que estas personas sacien su apetito y puedan sentarse, relajarse y disfrutar con el resto de la población aficionada a comer fuera. Se quedan excluidas o deben romper su dieta. Esto les puede hacerse sentir frustradas y hasta puede llegar a afectar sus relaciones sociales.

Algo no cuadra. 

Continue reading »

Tu galleta de la suerte: Un mensaje estratégico para un verano afortunado

La tradición de envolver consejos para tener buena suerte dentro de una galleta se originó en Japón en el siglo XIX. Sin embargo, con las oleadas de emigración a Estados Unidos y Europa, junto con un espíritu emprendedor entusiasta, esta tradición de repente cambió de manos y comenzó su popularidad legendaria como postre ritual en miles de restaurantes chinos.

El misterio y la intriga de leer augurios de la suerte dentro de una galleta nos despierta el apetito de resolver los enigmas de nuestro futuro.

Así que, para desearte un maravilloso verano de relax y reflexión, La Estrategia Blog ha hecho una galleta de la suerte para ti.

Dentro de una de las cuatro galletas que encontrarás más abajo, hay un mensaje que, si lo entiendes y lo usas sabiamente, te guiará por el camino del desarrollo sano y feliz de tus proyectos.

El mensaje está destinado especialmente para el veraniego mes de agosto, aunque también vale para los 12 meses del año.

Lo que tienes que hacer es lo siguiente:

Mira los cuatro números y escoge uno, haz clic en él para abrir la galleta y lee lo que hay dentro.

Después de leer tu suerte, si sientes curiosidad y quieres abrir otra galleta, adelante — en todas ellas hay sabiduría estratégica. Pero recuerda: la primera que abras lleva el mensaje que la suerte eligió especialmente para ti.

Disfruta…

1

2

3

4

Las tres estrategias del mundo clásico

Después de muchos viajes a tierras lejanas como una especie de moderno Ulises, después de vagar por el mar a lo largo y ancho, de aquí para allá, finalmente llegué a salvo al mítico puerto de Ítaca — Barcino, en mi historia.

En mis travesías de los últimos años he llegado a conocer copiosos proyectos y sus estrategias en muchos países diferentes. Los he amado, nutrido, he luchado por ellos e incluso he dejado que algunos hicieran sus propios viajes con nuevos mapas y otras astucias.

Al reflexionar de nuevo sobre los tipos de estrategias que he conocido, los que las organizaciones, empresas y emprendedores emplean en todo el mundo, veo con claridad que se pueden clasificar en tres grupos clásicos a los que me referiré brevemente a continuación.

En honor al final de mi propio viaje, el antiguo puerto romano hoy conocido como Barcelona, creí apropiado crear nombres especiales para estas estrategias que aún prosperan en nuestros tiempos modernos. Así nacieron: estrategius espiritum, estrategius aleatorium y estrategius precisum. 

Continue reading »

‪El brillo y el resplandor del fracaso‬

Fracasos.‬ ‪No hablamos mucho de ellos.‬ ‪No los incluimos en nuestros curricula vitae ni comenzamos nuestras cartas de presentación, entrevistas de trabajo o intentos de vender nuestros proyectos mencionándolos.

Pero tal vez no sería una mala idea.‬

¿Arriesgado?‬ ‪Quizás.

¿Descarado?‬ ‪Sí.

¿Como ejemplo de nuestra capacidad para prestar atención, aprender y evolucionar al analizar situaciones con valentía y tener el coraje de seguir adelante, esta vez con una mayor comprensión y habilidad?‬ ‪Definitivamente.

Los patrocinadores de proyectos, los cazatalentos, los formadores de equipos, los buenos jefes y los grandes profesionales de las relaciones humanas saben lo importante que es.‬ ‪En realidad, aprender de los errores sin temor podría ser la destreza más importante que tenemos.

Si tienes alguna experiencia real en el mundo del trabajo, entonces seguro que has formado parte de un proyecto que ha fracasado (es decir, que no cumplió los objetivos, ya fuesen los oficialmente declarados o los que deseabas).‬

Y ¿sabes qué?‬ ‪¡Genial!‬

No hay mejor oportunidad para aprender —no hay mejor oportunidad para poner a prueba tu capacidad de pensamiento analítico, crítico y creativo que buscar las razones de por qué un proyecto falló.‬

Tal vez, al principio, no te sea fácil y eso es comprensible.‬ ‪Escucha lo que puedes hacer ahora mismo.‬ ‪Reclínate, aleja un poco tu silla del ordenador o deja la pantalla que tengas en tus manos, levanta la mirada y hazte esta pregunta: ¿cuál fue mi último o mayor fracaso?‬ ‪No un error, ni un paso en falso o una mala decisión, sino un verdadero fracaso.‬ ‪Es decir, un proyecto que no te salió como te habías propuesto —ya fuese con tu propio dinero y recursos o con los de otros. Eso no importa para este ejercicio.‬ ‪El único criterio es que el proyecto no funcionó.‬ ‪Punto.

Ahora que tienes eso en mente, deja pasar cualquier oleada súbita de emoción que sientas como un arbol deja pasar el viento entre las hojas para luego quedarse sereno y quieto de nuevo. Dedica unos minutos a pensar en lo que salió mal, estratégicamente hablando.‬ ‪No culpes a los demás.‬ ‪Piensa de manera objetiva y con cierta distancia.

Deconstruye todo el proyecto si es necesario, busca los puntos débiles, los puntos ciegos, trata de ver lo que faltaba o lo que era demasiado abundante.‬ Identifica todas las piezas, sin sentirte culpable, sin resentimiento.‬

Examínalo y tállalo como si fuese un diamante en bruto.‬ ‪Descubre su tamaño, dimensión, forma y contornos y deja que la oportunidad te hipnotice con su brillo reflectante.‬ ‪Tú, amiga mía, amigo mío, has descubierto un tesoro.

¿Por qué podemos aprender aún más de un proyecto fallido que de un éxito? ‪Porque hay información precisa y detallada sobre el tipo exacto de acción, ausencia, descuido y traspiés estratégico que llevó un proyecto por la senda equivocada o a un callejón sin salida.‬ ‪Esta información es tu tesoro.‬ ‪Convertirá tu caja de herramientas en un cofre de joyas y si haces este ejercicio con honestidad y con verdadera curiosidad, nunca volverás a cometer los mismos errores. Tus próximos proyectos serán estratégicamente más claros y tendrán mayores probabilidades de alcanzar las metas y tener éxito.

¿Te sigue pareciendo desagradable este ejercicio?‬ ‪¿Quieres un ejemplo de mi saco de experiencias?‬ ‪Vale. Aquí va.

Continue reading »

Tres valores importantes para ti

Esto no es fácil de escribir y no sé muy bien por qué.‬

Una de las razones podría ser la levedad engañosa de la palabra ‘valores’ comparada con la profundidad de la influencia que la palabra tiene en nuestro mundo y en nuestra vida diaria.‬

¿Qué son los valores?‬Es una pregunta que los filósofos, escritores, poetas, políticos, creadores y gente común se han planteado desde que se creó el concepto hace mucho, mucho tiempo.‬

Wikipedia dice: «los valores personales constituyen una referencia interna para lo que es bueno, beneficioso, importante, útil, hermoso, deseable, constructivo etc. Los valores generan un comportamiento [...] y dan respuestas a las preguntas de por qué las personas hacen lo que hacen y en qué orden deciden hacerlo».‬

Pero no necesitamos estas definiciones. ‪‪Porque inherentemente todos sabemos qué son los valores.‬ ‪Reconocemos lo que son con mucha más claridad de lo que seguramente podamos describirlos.‬ ‪Los valores residen muy dentro de nosotros, en el interior del yo individual y colectivo.

Creo que la razón de que este artículo no fuera fácil de escribir se debe a la naturaleza misma de los valores —de su profunda interiorización en nosotros mismos y en nuestra sociedad.‬ ‪A veces buscar dentro de una misma y poner en palabras lo que encuentra puede ser un poco complicado.

Cuando me encargué a mí misma y a algunos colegas la tarea de nombrar los tres valores más importantes para cada uno de nosotros, encontré silencio, sonrisas, labios fruncidos y ojos mirando el cielo mientras buscaban a tientas las palabras.‬ ‪Al final, todo el mundo logramos nombrar tres, pero el esfuerzo que nos costó me intrigó.‬ ‪Quise saber más.

Así que salí a la calle en Barcelona una tarde de fin de semana con una grabadora digital para averiguar cuáles eran los valores más importantes para las personas —personas que no conocía, escogidas al azar.‬ ‪La pregunta no era fácil de formular ni la respuesta fue fácil de encontrar para algunas personas; aunque todas parecían sinceras en sus respuestas y todas se tomaron la pregunta muy en serio.

La pregunta básica que les hice fue: ¿Cuáles son tres valores importantes para ti que buscas en los demás o en la sociedad?

Y esto es lo que respondieron:‬

Si te tomaras un momento para responder a la misma pregunta ¿qué dirías?‬ ¿Cuáles son tres valores importantes para ti que buscas en los demás o en la sociedad?‬

1.______________
2.______________
3.______________

Ahora pasemos a tu proyecto, organización o empresa.‬ ‪¿Refleja con claridad alguno de los tres valores que acabas de nombrar?‬ ‪¿En la declaración de la misión?‬ ‪¿En los objetivos?‬ ‪¿En la relación con tu público?‬ ‪¿Te guían en tu gestión diaria?

Se podrían reflejar en tu proyecto de muchas maneras diferentes.‬ ¿Por qué?‬

Continue reading »